A menudo vemos como muchas empresas que en su momento deciden desarrollar una web corporativa o incluso una tienda, crean sus webs y no las tocan durante varios años. Si este es tu caso, te invito a hacerte una pregunta: ¿Dejarías el escaparate de tu tienda 5 años igual sin cambiar nada?

La respuesta de todo el mundo obviamente es no, pero a veces nos cuesta diferenciar el mundo digital del mundo físico, y lo que tenemos claro para los negocios tradicionales no lo tenemos tan claro para los negocios online.

UN RESTYLING ES UN REDISEÑO

Este “cambio escaparate” en el mundo online es el restyling, pero… ¿Qué es concretamente un restyling?

El concepto de restyling se suele utilizar en el ámbito de marcas (rebranding), pues las grandes marcas suelen cambiar de imagen con periodicidad, para dar esa imagen de frescura al consumidor, de progresión y de avance. Un ejemplo muy claro, el de Coca-Cola:

Un restyling web no es otra cosa que un rediseño y una renovación de los contenidos web con el objeto de mejorar tu imagen online de cara a tus clientes y posibles clientes. Puede comprender: un cambio de la plantilla, nuevas fotos, redistribución de los contenidos, e incluso nuevas funcionalidades. Básicamente se trata de renovar nuestra web, adaptándola a las nuevas tendencias de diseño y tecnologías, además de renovar los contenidos, manteniendo la base de lo que se quiere comunciar.

Cuando un usuario entra a una web, es fundamental la impresion que esta le causa, todos tenemos claro cuando entramos a una web si nos da buena o mala impresión y si nos parece obsoleta o moderna. Además ver siempre los mismos contenidos y presentados de la misma forma aburre al usuario. Fíjate en Amazon u otras tiendas, que pese a que mantienen un diseño uniforme nunca vas a ver los mismos productos en portada ni las mismas ofertas. Así consiguen llamar tu atención mucho más que si vieses siempre la misma foto de una bicicleta concreta que se vende mucho.

Un restyling no tiene por qué ser un cambio drástico, podemos pensar en un escaparate: cambiamos articulos de sitio para que queden mas vistosos, añadimos carteles de promociones, o renovamos la infraestructura? Puedes hacer lo que tú quieras.

escaparate
La web funciona como un escaparate de una tienda, su objetivo es llamar la atencion de posibles clientes

 

¿POR QUÉ DEBERÍA HACER UN REDISEÑO?

El objetivo de tu web si es una tienda online es vender y si es una web corporativa atraer posibles clientes para que conozcan tu marca y tus servicios, así como dar buena imagen a tus clientes. Los visitantes que entren periódicamente a tu web y vean un diseño anticuado y unos contenidos desactualizados y que no cambian nunca, se llevará una imagen de dejadez y desidia, cosa que no nos interesa para nada.

diseño

 

Además, una web completamente estática pierde valor para el ranking de posicionamiento de Google, pues una de las cosas que el buscador valora es el movimiento en una web, que se añada contenido, ya que google lo considera un indicador de calidad y de dedicación por parte de la empresa. Podéis aprender un poco más del posicionamiento en este enlace.

UN REDISEÑO TAMBIEN PUEDE AÑADIR FUNCIONALIDAD

No solo debemos quedarnos en un rediseño estético a la hora de actualizar nuestra web. En la mayoría de los casos, hay webs con más de 10 años de antigüedad que han sido realizadas con gestores de contenido que se han ido quedando obsoletos. Esto no sólo repercute a las opciones de diseño (se notan que son “antiguas”, un ejemplo es la mayoría de las webs de instituciones públicas, que se hicieron hace mucho tiempo), tambien repercute en la funcionalidad de la web.

Es posible que tu web este en un sistema anticuado y no se adapte bien a móvil, o no puedas añadir un boletín de noticias con suscripción, o un blog, o un área privada de usuario… muchas de estas funcionalidades serían demasiado costosas o incluso imposible desarrollarlas en el sistema antiguo, por lo que el paso más sensato es avanzar a un gestor de contenidos actual y aprovechar el restyling para dar un rediseño estético y a la vez funcional.

¿QUÉ SACAMOS EN CLARO?

Si tu web es reciente y está desarrollada con una plataforma actualizada, con pequeños cambios de diseño aquí y allá y añadiendo algo de contenido periódicamente puedes cumplir las buenas prácticas para la captación de tráfico a tu sitio. Si por el contrario, desarrollaste tu web hace años y no la has actualizado desde entonces, deberías considerar hacer un restyling y darle un lavado de cara a tu imagen online, que al fin y al cabo es la primera imagen que el posible cliente tiene de ti.

La imagen que tu negocio provoca en tus posibles clientes es tu marca, y lo que la gente va a ver de ti es fundamental para convertir esos posibles clientes en clientes.

¡Comparte en las redes!

Deja una respuesta

Campos obligatorios marcados con *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>